Tras la partida desde el palo de los 1.200 metros, Cordillerano, El Custodio y Fortín Pampa se trenzaron, pero a mitad de camino ya el aprendiz Carlos Romero ponía a Absolutly Free en punta. En la "ruta", el alazán pidió cancha y se dirigió a la victoria, estirando varios cuerpos sobre su escolta y compañero de stud, Zonado. Su propietario, el titular del Jockey Club, el ingeniero Gustavo Pedrozo, recibió un trofeo como testimonio de recuerdo de los familiares del homenajeado Eduardo Saguier. El entrenador Félix González y el jockey Romero también recibieron un premio de la familia Saguier Roa.

El stud Kika también vio ganar a su inquilino Inocente, un ascendente nacional que consiguió su tercera al hilo. El cuidador Félix González, además de estos dos pingos, vio el triunfo de Mark Apache (stud M.M.). El caballo estableció "luz" sobre Guillotina en 1'05"11 para 10 cuadras. Y el nacional Marcopolo del stud El Fortín completa la galería de triunfadores, ganando la otra de 1.000 metros, en 1'04"98, dejando lejos a Daisy de Plata y compañía.